proyectores 3D

Comparativa de proyectores 3D: los mejores que puedes comprar en 2024

Oye, ¿buscas un proyector 3D? ¿buscas una comparativa de los mejores de este año?. Pues los hemos encontrado.

Pero antes que nada, como siempre hacemos, pregunté a los lectores que habían comprado uno o varios en los últimos meses para que puntuaran el suyo según la calidad.

Estas fueron los 2 ganadores más votados por nuestros usuarios.

Y si ninguno de estos te convence no te preocupes, porque aquí tienes los que han elegido nuestros expertos como favoritos.

Los 2 mejores proyectores 3D de este año

Damos las gracias al equipo de Productor Ninja que ha redactado esta comparativa de los mejores de este año.

Los analizamos al detalle un poco más abajo, pero a modo de resumen aquí tienes la tabla de los ganadores.

El 3D está genial en una televisión LCD de 42″, pero difícilmente es tan impresionante como en un cine. Sin embargo, el hecho de que el proyector 3D puedan llenar pantallas que suelen tener entre 92 y 130 pulgadas de diagonal, resulta un punto de inflexión.

Igual que en un cine, pueden sumergirte en el 3D, en lugar de tener que ver una pequeña caja con imágenes en 3D.

BenQ MS524: el proyector 3D más barato

El más barato manteniendo una calidad mínima. El BenQ MS524 ofrece una buena luminosidad y una sólida calidad de imagen de datos en un asequible proyector SVGA.

Ventajas
  • Bajo precio.
  • Luminoso.
  • Ligero.
  • Buena duración de lámpara.
  • Puede proyectar contenidos 3D.
Inconvenientes
  • El audio débil y tiene un conjunto modesto de conexiones, pero a parte de esto sin duda es un modelo que recomendamos en su mayoría.

Los negocios y centros educativos que tengan un presupuesto ajustado deberían considerar el BenQ MS524. Como proyector de datos con pocas florituras, proporciona una buena luminosidad y una sólida calidad de imagen de datos.

Expande el análisis completo pulsando aquí.

Este proyector DLP tiene una resolución nativa SVGA (800 x 600) y una relación de aspecto 4:3. Tiene una luminosidad de 3.200 lúmenes. Es ligero, mini proyector y portátil, con un peso de 1,9 kilogramos y unas medidas de 9,4 x 28,2 x 22,1 centímetros. Su zoom 1.1x, aunque modesto, es mejor que nada.

El MS524 tiene un conjunto básico de puertos: dos entradas VGA (que también hacen de vídeo por componentes); una salida de monitor VGA; un puerto HDMI; un conector RCA para vídeo compuesto; un puerto S-video; un jack de entrada y otro de salida de audio; y un conector RS232.

También tiene un puerto mini USB Tipo B que permite conectarlo con un ordenador para las descargas y el desplazamiento de páginas.

Prueba de imagen de datos

El BenQ MS524 proyectó una imagen de 60 pulgadas (de diagonal) en nuestra pantalla de pruebas desde algo más de 2 metros. No noté nada de degradación en la imagen al añadir una considerable cantidad de luz ambiental.

En nuestra prueba usando la suite DisplayMate, la calidad de imagen del MS524 demostró ser apta para las típicas presentaciones de negocios o las que se realizan en aulas.

La calidad del texto es razonablemente buena: las letras negras sobre fondo blanco son legibles hasta 7,5 puntos, mientras que el texto blanco sobre fondo negro se puede leer hasta 9 puntos.

Este proyector es capaz de proyectar contenido 3D, e incluye soporte para vídeo 3D desde reproductores Blu-ray y ordenadores. Las gafas 3D con obturador activo no vienen incluidas. Incluso comprando las gafas con descuento por Internet, el coste más allá del propio proyector podría aumentar rápidamente.

El MS524 es más luminoso que el Epson EX3212 SVGA 3LCD de 2.800 lúmenes, nuestra elección como proyector de datos SVGA. Sin embargo, el modelo de Epson proporciona una excelente calidad de imagen de datos y una mayor calidad de vídeo.

El BenQ MS524 proporciona una alternativa asequible y luminosa, y es una buena elección para un colegio o una empresa que busque un proyector básico para hacer proyecciones de datos.

Sobre el proyector 3D

Hay un proyector 3D para todo. Negocios o educación, y también como hogar. Hasta la fecha, la implementación en los negocios ha sido limitada, pero hay mucho interés por el 3D en las aulas, y en muchos sitios se están probando o introduciendo proyectores y contenido 3D en las clases.

Casi todos los proyectores de cine en casa y de entretenimiento en casa actuales son 3D Ready. Sí, incluso la mayoría de los proyectores de gama baja de entre 600 y 1000 euros. No todos vienen con las gafas 3D necesarias, pero muchos vienen con uno o dos pares.

Básicamente, todo lo que necesitas son esas gafas y un reproductor Blu-ray 3D (lo que incluye las consolas como PS3 y PS4 de Sony). Ten en cuenta que es posible encontrar gafas 3D activas de terceros para la mayoría de los proyectores por entre 20 y 30 euros.

Cuando el 3D da lo mejor de sí mismo, mejora la experiencia de visualización. No se trata de ver movimientos 3D efectistas, sino de ni siquiera darte cuenta del 3D hasta pasado un tiempo, pero disfrutando mucho más de la película o del contenido que sea porque está en 3D.

Si eres un entusiasta del cine en casa, ten siempre esto muy presente: con un proyector 3D es como en los cines, estás sumergido en el contenido. Sin embargo, con esas pequeñas televisiones LCD de 40 y 65 pulgadas, es como tener una pequeña ventana en 3D. Está bien, pero olvídate de la experiencia 3D inmersiva “de cine”.

Si hay algo en lo que los proyectores se llevan por delante a las pantallas más pequeñas, más que ninguna otra cosa, es el 3D. Las personas que han estado en mis salas de proyección y han visto algo de contenido 3D en una pantalla grande, ¡se quedan realmente impresionadas!

Pero no todo el mundo puede ver en 3D. Necesitas tener bien los dos ojos. Si alguien tiene problemas en un ojo, por el motivo que sea, el 3D probablemente no le funcionará.

La luminosidad es un desafío clave para el 3D, porque se “zampa” más de la mitad de la luminosidad disponible, acercándose más a los 2/3 en la actualidad. El primero proyector 3D ni siquiera podían hacer llegar el 25% de toda la luminosidad a nuestros ojos.

Gracias a que hoy en día la mayoría de los proyectores para el hogar ofrecen 3D, muchos de los proyectores de cine en casa más novedosos son casi el doble de luminosos (o más) que los modelos equivalentes que había disponibles cuando se lanzaron los primeros modelos 3D.

En la actualidad, muchos modelos de proyector 3D para el hogar afirman ofrecer 2000 lúmenes o más y, en la mayoría de los casos, necesitarás ese extra para ver contenidos en 3D con comodidad.

Por supuesto, en el ámbito de los negocios y la educación, los proyectores son inherentemente más luminosos, con la mayoría de ellos ofreciendo 3000 lúmenes o más.

iCODIS CB400: el mejor proyector 3D calidad precio

El nuevo hardware del CB-400 permite una reproducción 3D excelente. Su capacidad de reproducción full-HD garantiza una de las mejores calidades de imagen en el mercado de los reproductores portátiles.

La conectividad de este proyector inteligente ha sido mejorada con el acceso a aplicaciones de teléfonos Android y Apple. Puedes reproducir vídeo por streaming mediante Miracast, YouTube, Airplay, Netflix y otras aplicaciones de streaming.

Expande el análisis completo pulsando aquí.

Las conexiones HDMI, USB dual y VGA, además del uso de Android TV, le permiten al CB-400 conectarse a cualquier dispositivo que puedas tener. Ya sea reproduciendo en streaming desde tu dispositivo móvil o conectado a tu PC para jugar, el CB-400 puede con todo.

Lo que me llamó la atención sobre este proyector fue el sistema Android incorporado, ya que permite aumentar mucho su potencial. Utiliza Android 4.4, que ha sido adaptado para funcionar sin problemas con este proyector y hacer que sea una delicia usarlo.

De esta manera, tienes un sistema Android TV incorporado en el proyector. Un sistema Android parecido te costaría entre 30 y 80 euros. Además de eso, tendrías que llevarlo junto al proyector, los cables, los accesorios, etc. Esto hace que este proyector todo-en-uno sea una máquina extremadamente versátil con una importante ventaja diferenciadora.

La adición de un adaptador Bluetooth le añade la capacidad de conectarse de manera inalámbrica a altavoces, teclados, etc., lo que, como puedes imaginar, mejora la usabilidad y la versatilidad del proyector.

Por otro lado, la inclusión de dos puertos USB no sólo agrega la capacidad de reproducir archivos directamente desde un llavero de memoria o un disco duro portátil, sino que también le permite conectar distintos dispositivos para ayudar a controlar el proyector, como teclados inalámbricos y ratones aéreos. Esta funcionalidad añadida eleva toda la experiencia de usuario a un nuevo nivel.

Este proyector viene empaquetado de manera muy profesional con instrucciones excelentes y una selección de accesorios que incluyen un mando a distancia, un adaptador y un cable de alimentación, un cable HDMI y un trípode, entre otros elementos.

Opté por probarlo con un disco duro portátil USB mediante el puerto USB, un reproductor Blu-ray usando el puerto HDMI y, finalmente, con el sistema Android a través de mi red Wi-Fi.

El proyector en sí tiene un aspecto simple y bien acabado, y lo describiría como modestamente subestimado aunque lleno de funciones y sorpresas.

La carcasa de metal y la superficie brillante contribuyen a la sensación de calidad general, y el panel de control táctil de la parte superior funciona perfectamente.

Con unas medidas de sólo 17,5 x 14,3 x 3,1 centímetros, es increíblemente pequeño y, por lo tanto, totalmente portátil. Tiene una batería de 10.000 mAh que debería ser más que suficiente para 2 horas, lo que proporciona un producto final más pulido.

Opinión sobre los proyectores 3D

Personalmente me encanta ver películas 3D usando los muchos proyectores de cine en casa que pasan por mi sala de proyección.

Siento que es una experiencia superior al 2D, y la mayoría de quienes vean películas 3D en su cine local estarán de acuerdo.

De hecho, puedes esperar disfrutar de una mejor experiencia general en tu casa que en el típico cine 3D si usas cualquier proyector excepto los de gama baja, y si dispones de una buena habitación con una buena pantalla.

Pienso que el 3D tiene grandes posibilidades en las aulas, y es probable que un proyector sea la mejor forma de usar el 3D en una clase.

En el mundo de los negocios, veo aplicaciones en formación especializada, usos científicos, ingeniería y muchas otras aplicaciones específicas, pero no esperes ver el 3D próximamente en la típica sala de conferencias.